Recetas

Bastoncitos de polenta casera para combatir el frío

Publicada: 29/06/2018

La polenta no sólo es uno de los platos más ricos en esta época del año, sino que también es una opción nutritiva y práctica para cocinarle a tus hijos. ¿Querés saber cómo se hacen los bastoncitos de polenta? Prestá atención.

Para esta receta necesitás:

  • 250 gr de polenta
  • 250 gr de leche o caldo
  • 50 gr de queso parmesano
  • Un puñadito de perejil y albahaca
  • Sal y pimienta a gusto

Rinde 3 porciones
 

1. Primero tenés que encargarte de hacer la polenta, una tarea que es muy fácil siempre y cuando no la descuides. Colocá la leche o el caldo en una ollita junto con la sal y la pimienta y llevá a hervor suave.

 

2. Verté la polenta en forma de lluvia y cocinala hasta que esté cocida y no demasiado chirle. ¡Que no queden grumos!

 

3. Fuera del fuego, agregá el perejil, la albahaca y el queso ya rallado.

 

4. Volcá la polenta sobre una placa o fuente con un poco de aceite (si es de oliva mucho más saludable) en la base y estirala hasta que tenga más o menos un dedo de espesor y dejala enfriar.

 

5. Por último, cortá los bastoncitos del tamaño que le sea más práctico a tu hijo y llevalos al horno por 10 minutos. Una vez que se doren están listos para comer.

Esta receta es ideal para que los chicos coman con la mano. Nuestra salsa preferida es de tomate pero también podés acompañarlo con guacamole, cuatro quesos o la que más te guste.

¡COMPARTÍ ESTA NOTA!

Comentarios

¡Regístrate gratis y recibí las últimas notas, consejos y herramientas creadas para mamás & papás!
Registrate aquí
¡Regístrate gratis y recibí las últimas notas, consejos y herramientas creadas para mamás & papás!
Registrate aquí

¡Gracias por registrarte!
Te enviamos un mail de bienvenida.